Claves para una Vida Sexual Plena

ojos cerrados

Aunque es un tema que se conversa poco entre amig@s y hasta entre las parejas, los estudios revelan que una buena parte de la población no disfruta de una vida sexual plena y satisfactoria.

Son muchas los factores físicos y psicológicos que pueden interferir en la vida sexual: monotonía, expectativas irreales, falta de autoestima, prejuicios sociales o culturales, estrés, depresión, desinformación, falta de inicitiva, pudor, traumas infantiles, historial de abusos, una iniciación sexual traumática, inseguridad, entre otros.

¿Cómo nos podemos dar cuenta de que no funciona adecuadamente la vida sexual de la pareja?
Se empieza a no disfrutar del sexo, el deseo es poco frecuente, el aburrimiento se instala entre las sábanas, se temen las caricias, se evita al otro… es importante tomar conciencia y buscar ayuda especializada.

El doctor Eusebio Rubio, director de la Asociacion Mundial de Salud Sexual, afirma que las claves para una vida sexual placentera se relacionan directamente con las claves para una vida plena, y en el fondo son muy simples: aprender, conocer, compartir, respetar, explorar y nunca dejar de jugar.

El día en que dejemos de explorar, ese día empieza el aburrimiento. Y lo mismo puede decirse del juego, aunque en el caso de la vida erótica la capacidad de juego es literalmente por donde todo empieza.

Según la sexóloga Elena Sepúlveda*, cómo se da el enamoramiento pone de manifiesto que es un proceso integral, multidimensional, que abarca a toda la persona, a las expresiones de la personalidad, a los componentes mentales, psicológicos, y corporales. Un proceso en el que todas las vivencias de atención, recuerdo y fantasía se impregnan en la memoria corporal, emotiva, y afectiva. Esta profesional recomienda estas 10 claves:

1.- Cambie de ambiente cada vez que pueda

2.- Váyase con su pareja e intente siempre un nuevo reencuentro

3.- Juegue al amor, sean lúdicos, entretenidos, divertidos, no lo hagan monótono

4.- Revise pensamientos y emociones eróticas, es decir, construya el erotismo con su pareja, invente un lenguaje propio, sean seductores, conversen de sus fantasías

5.- Reduzcan sus exigencias, tanto las propias, como las del otr@. No es un examen

6.- Descanse y relájese cuanto pueda y cuántas veces pueda

7.- Ámese a usted mismo, sólo así podrá amar a otro. La capacidad de amar requiere ser sujeto de amor

8.- No sea seri@. Ríase y búrlese de usted mismo/a, de su panza, de sus pies, de su vida atropellada

9.- No entre en la carrera de lograr orgasmos con éxito, sea más realista, disfrute lo que hay

10.- Prepárese para vivir y construir su relación de pareja, eso no es mágico. Hay que trabajar y hay que aprender a crecer en las crisis

Recuerda que el amor a lo largo de los años puede crecer. Encuentra el punto de equilibrio en la intimidad y construye una relación cotidiana buena y cercana. Cuando vives en pareja, no es fácil separar las cuestiones sexuales de las afectivas.

Diana Resnicoff psicóloga y sexóloga, afirma que una forma de recuperar la sensualidad y atracción en la relación de pareja es mantener encuentros sexuales en vacaciones. Diversos estudios destacan que las personas sienten mayor atracción y deseo sexual en sus días de descanso. El sexo en vacaciones reduce la ansiedad y estrecha los vínculos en la relación de pareja.

En pocas palabras, las vacaciones son una excelente oportunidad para incrementar el interés sexual, la comunicación y diversión con la pareja.

Esta misma psicóloga Diana Resnicoff recomienda:

-Coquetea, realiza actividades que hacías en la etapa de enamoramientos, desde los coqueteos y conversaciones hasta el contacto físico que tenían en un inicio.

-Olvida el tiempo. El sol estimula la producción de las hormonas como la testosterona, endorfina y serotonina, lo que ayuda a incrementar el deseo sexual, así que disfrútenlo y dediquen más tiempo a los preliminares y al contacto físico.

-Recupera el buen humor. Una dosis de risas relajará el cuerpo y producirá una sensación de bienestar, lo cual permitirá una mayor conexión en la relación.

-Recobren la pasión. Utiliza tu potencial creativo para revivir la llama del amor y la atracción.

-Eleva el erotismo. Deja que tu mente se llene de sensaciones eróticas y comparte las emociones con tu pareja.

-Disfruta el momento. Siente y goza cada caricia, beso, abrazo que experimenten en la intimidad, déjate llevar por esas sensaciones placenteras.

-Aprende de cada encuentro. No seas tan exigente con tu pareja o contigo mismo. Los errores te ayudan a perfeccionar tus encuentros; además, la diversidad enriquece tu vida sexual.

-Pon en práctica el lenguaje del amor. Expresa tus emociones, fantasías y lo que sientes en ese momento a tu pareja, puede ser muy excitante para los dos.

-Comparte historias sexuales. Inventar un cuento con tus deseos más íntimos puede ayudarte a recuperar el placer. Ponlo en práctica y descubre nuevas sensaciones.

-Convierte cada momento y actividad en algo divertido y placentero, siéntete sexy para agradar a tu pareja.

-Exploren sus zonas erógenas con tranquilidad y den especial atención a las zonas limítrofes. Esto incrementará la excitación y la sensibilidad. Cuando por fin vayan al grano, sus genitales estarán mucho más receptivos y la excitación será mucho mayor.

-Dale tiempo para que te acaricie y date tiempo para acariciarle, utilicen dos manos:
Tú: acaricia con una mano su pene mientras con la otra presionas firmemente en la base
Él: debe introducir el dedo en tu vagina y acariciar tu punto G a unos 3 centímetros dentro de la vagina, mientras con la otra mano acaricia tu clítoris.

-Cambia de velocidad
Variar el ritmo aumenta la excitación e impide que llegen al orgasmo rápido.

-Haz parones
Otro de los trucos sexuales para manteneros excitados sin llegar al clímax es tomarte un breve paréntesis.

-Manten tu cuerpo activo y ejercitado. Además de ser saludable, propicia un mejor acercamiento con nuestra pareja, sobre todo, a la hora de tocarnos y reconocer las diferentes sensaciones que nos transmiten nuestras zonas erógenas.

Lo más importante es que te permitas explorar tus sensaciones sexuales. Cuanto mas conozcas tu cuerpo, estarás en mejor disposición para disfrutar del placer en pareja.

El descanso es fundamental para practicar sexo. Las horas de madrugada, después de abundantes cenas, no son el mejor momento para celebrar un encuentro sexual.

En resumen, manten el interés, usa la imaginación, pregunta lo que le gusta y compartir lo que te complace. Toma la iniciativa y sé parte activa en el juego íntimo.